2-0. Morata y Saúl acabaron rompiendo el muro de un excelente Sergio Herrera, que paró casi todo. 

Tras el merecido homenaje por parte de toda su afición para Juanfran Torres, segundo partido de la semana tras la victoria en Champions.  Tras una primera mitad en la que el Atleti no pudo batir al omnipresente Sergio Herrera, los goles de Morata y de Saúl en la segunda mitad, permitieron a los del Cholo volver a sumar tres puntos tras cuatro jornadas sin conseguirlo.  

Equipo inicial que acabó ganando tres puntos importantes.
Equipo inicial que acabó ganando tres puntos importantes. 
Juanfran Torres, homenajeado y querido por todos los atléticos.
Juanfran Torres, homenajeado y querido por todos los atléticos.

Aunque las dos primeras ocasiones del partido fueron para los hoy celestes de Osasuna, primero tras un fuerte disparo lejano de Rubén García que despejó Oblak con una gran estirada y después en un remate de Darko entre el esloveno y el palo, detenido en segunda instancia por el portero, el Atleti tuvo innumerables ocasiones para abrir el marcador, sin conseguirlo finalmente. Se encontró enfrente con un muro infranqueable llamado Sergio Herrera que hizo paradas espectaculares de todo tipo.  La primera fue tras una buena salida por bajo ante  Morata desbaratada por el meta. La siguiente fue tras un gran contragolpe con combinación entre Morata y João Félix con remate final del luso, que rechazó con su pie izquierdo. Después llegó otra doble gran intervención tras un rechace con el pecho a tiro desde el lateral de Lemar, con despeje posterior en el palo contrario tras fuerte remate de Saúl. El siguiente paradón fue después de un excelente cabezazo de João Félix tras una gran asistencia del debutante Manu Sánchez, que desvió al larguero con la punta de los dedos. Siguió con un zapatazo tremendo de Thomas desde fuera del área, rechazado con una gran estirada en el palo contrario. Y la particular exhibición de la primera mitad del meta pamplonica de saber estar bajo los palos acabó con un rechace a João Félix en tiro desde cerca en el lateral del área pequeña. A pesar de ello, el marcador antes del descanso pudiera haberse decantado del lado osasunista si Munuera Montero o el VAR, hubieran visto punible una entrada en el área de Felipe al balcánico Brasanac. ¿Resbalón o zancadilla?. Parece que más lo segundo, pero al árbitro le pareció lo primero por suerte para los atléticos.  

Cabezazo a la red de Morata, que abría el marcador.
Excelente cabezazo de Morata a la red, que abría el marcador.
Vaselina de  Saúl por encima de Herrara que suponía el 2-0 definitivo.
Vaselina de Saúl por encima de Herrera que suponía el 2-0 definitivo.

En la segunda mitad, aunque el Atleti bajó un poco el fuerte ritmo de los primeros cuarenta y cinco minutos, sí acabó siendo capaz de doblegar la resistencia navarra con dos bonitos goles. Antes de eso, Osasuna tuvo su oportunidad tras un remate de Chimy Ávila, detenido por Oblak. Herrera siguió desbaratando las llegadas atléticas, hasta que por fin en el minuto sesenta y siete llegó el primer gol. Fue tras una falta puesta al área con maestría por Kyrian Trippier, que Morata remató al fondo de las mallas con un gran cabezazo cruzado que esta vez no se topó con el muro Herrera. Y tan solo ocho minutos después llegó el gol de la tranquilidad tras una gran jugada de combinación entre Morata y Correa con asistencia final para el "lateral" Saúl, que viniendo desde atrás picó el balón con una sutil vaselina por encima del meta, enviando el balón a la red. Este gol hacía justicia y permitía al Atleti acometer el tramo final del encuentro sin agobios hasta el pitido final. Pudo incluso haber ampliado la cuenta, tras otra buena jugada en ataque, que acabó con remate final de Koke casi de espaldas a la portería que salió rozando el poste.  

Tras esta importante victoria, queda la última final del año en el Benito Villamarín, antes de echar el cierre navideño, donde es muy importante volver a sumar otros tres puntos para compensar la mala racha previa. 

 

** Vídeo del partido At. Madrid - Osasuna **

 

Manu Sánchez debutó dejando muy buenas sensaciones.

Barcelona 0 - At. Madrid - 1. Campeones de Copa de 1996

0-1. Milinko Pantic nos dio el octavo título de Copa del Rey en Zaragoza.

Hay 141 invitados y ningún miembro en línea