1-0 Un gol de Saúl nada más empezar el partido, decisivo. Un Atleti muy serio en defensa, impidió que el Liverpool rematara entre los tres palos en todo el partido. 

 

Noche grande en el Wanda Metropolitano con la ida de octavos de final entre el Atleti de Cholo y el todopoderoso Liverpool: Campeón de Europa, Campéon de la SuperCopa de Europa y Campeón del Mundial de Clubs. Ambientazo en los aledaños del estadio antes del partido para recibir al equipo, mosaico espectacular en las gradas antes del inicio del choque y gran partido sobre el césped. El Atleti se llevó este primer asalto de la eliminatoria con un tempranero gol de Saúl, defendido después con uñas y dientes hasta el pitido final, hasta el punto de que los de Klopp no dispararon a puerta en todo el partido, no obligando a Oblak a hacer el milagro suyo de cada partido. 

Mosaico en un Wanda Metropolitano, que llevó en volanda al Atleti.
Mosaico en un Wanda Metropolitano, que llevó en volandas al Atleti.

Empezó el partido y el Atleti salió tan enchufado como le pedía el entorno, contagiado de la magia del Calderón..... perdón, del Wanda Metropolitano, que está vez sí pareció una auténtica olla a presión como era el Manzanares. Y el premio a esa salida eléctrica llegó muy pronto. Era el minuto cuatro cuando Koke sacaba desde la esquina y tras rebotar en Fabinho el balón quedó muerto, y Saúl remató desde dentro del área pequeña a la red. El estadio estallaba de júbilo tras la ratificación del gol por el polaco Marciniak y del VAR. El Liverpool reaccionó haciendo que el Atleti se replegará en sus campo, pero la presión de los madrileños asfixiaba la creatividad y el toque de los "ingleses". E incluso le valía para contragolpear con velocidad en ocasiones y plantarse en la portería de Alisson Becker. La más clara llegó en uno de estos contragolpes con remate raso final de Morata, que el portero brasileño desbarató despejando con su rodilla. ¿Y Oblak jugaba? Pues sí, pero la posesión de los de Klopp, no tenía la profundidad suficiente y cuando la tenía, la ordenada defensa atlética, se encargaba siempre de resolver el peligro de los hoy black de Anfield. El espectador "esloveno", incluso "había cometido un error" minutos antes, entregando con el pie un balón a la delantera del Liverpool que acabó en el fondo de sus mallas. Afortunadamente, el error del "humano" Oblak, fue sancionado con justo fuera de juego. 

Equipo inicial que acabó ganando al Campeón de Europa.
Equipo inicial que acabó ganando al Campeón de Europa.

Y en la reanudación, la dinámica fue similar con un importante asedio de los "reds", especialmente en los primeros quince minutos, sustentado por unas bandas muy rápidas, una presión muy alta, similar a la del Atleti y unas transiciones defensa-ataque en muy poco tiempo y con muy pocos pases. Pero al llegar a la poblada zona defensiva atlética, siempre había solución por parte rojiblanca. La entrada Llorente por Lemar en el descanso buscaba airear el centro del campo, pero el Atleti apenas si hilvanaba tres pases seguidos. Esto fue cambiando poco a poco y el Atleti fue tomando aire, especialmente con Vitolo ya en el campo y después con el esperado Diego Costa, tras tres meses en el dique seco. El Atleti se fue acercando a base de rápidas incursiones por la banda izquierda de un desatado Lodi y del canario Vitolo. En una de ellas, un pase al centro del área del brasileño fue rematado arriba, tras un "auto-penalti" de Morata, que se trastabilló cuando tenía todo a su favor para haber convertido la mínima ventaja en un tesoro. No fue así y el balón salió defectuoso alto, además de suponer la lesión con cambio incluido del ariete. Por parte del Campeón, apenas destacar un buen acercamiento con peligro a la meta de Oblak que salió cerca del poste, pero no consiguieron rematar entre los tres palos en todo el partido. Y esta vez Oblak no tuvo que hacer ninguna de sus habituales paradas salvadoras. El tramo final del partido se hizo muy largo por lo ajustado del marcador, pero acabó llegando el pitido final y la euforia a la grada. El equipo lo celebró con su enfervorecida hinchada dando la vuelta al estadio, a pesar de que el 11 de Marzo, habrá que sufrir tanto o más que hoy en el mítico Anfield Road. 

Gol de Saúl al inicio del partido que acabó siendo definitivo.
Gol de Saúl al inicio del partido, que acabó siendo definitivo.

Tras esta importante victoria, el camino #RoadToEstambul20 sigue siendo largo, pero los del Cholo han dado un paso adelante no encajando gol en casa, derrochando coraje y corazón y demostrando que siempre hay que confiar en este equipo, incluso en sus peores momentos.

¡¡¡VAMOS ATLETI!!!.  EN ANFIELD: "NO CAMINARAS SOLO". ¡¡¡Sí SE PUEDE!!!

 

At.Madrid- 2 Valencia - 1. Cuarto título de Copa en 1972

At. Madrid 2 - Valencia -1. 1972: Campeones de Copa por cuarta vez.

Visita nuestra sección "Momentos mágicos rojiblancos" y disfruta de nuestra historia.

Hay 85 invitados y ningún miembro en línea