2-0. Un desgraciado resbalón del Godín abrió el camino a un buen Celta que se acabó llevando justamente el partido ante un flojo Atleti sin capacidad de reacción. 

Equipo incial que sufrió en Balaídos la primera derrota de la temporada.
Equipo incial que sufrió en Balaídos la primera derrota de la temporada.

Primera derrota oficial de la temporada en Vigo tras un buen partido en el que el Celta se llevó la victoria de manera merecida. Tras una primera parte igualada, los de Antonio Mohamed se llevaron el partido en una desgraciada segunda parte para los intereses rojiblancos, que en seis minutos se encontró con un 2-0 en contra que pudo ser peor si el VAR no hubiera evitado un tercer gol vigués justamente anulado tras haberse quedado con diez.  Este arranque liguero con cuatro puntos de nueve posibles, supone el peor arranque de la era Cholo. 

Banquillo de lujo del Atleti en Balaídos,
Banquillo de lujo del Atleti en Balaídos.

En la primera mitad, que tuvo intensidad y dominio alterno, no hubo mucho que destacar, salvo un disparo de Iago Aspas que se estrelló en el lateral de la red de Oblak por parte viguesa y un balón regalado por el eslovaco Lobotka a Diego que Costa, que asistió a Griezmann, para que el francés disparara desde lejos rozando el poste de la portería de Sergio Alvarez por parte madrileña. Tablas al descanso en ocasiones y juego. 

Filipe Luis sobre el césped de Balaídos, la mejor noticia de la tarde para el Atleti.
Filipe Luis sobre el césped de Balaídos, la mejor noticia de la tarde para el Atleti.

Pero la segunda mitad fue muy distinta, con un cúmulo de situaciones que llevaron a un loco segundo acto del encuentro desde el primer minuto de la reanudación. Fue en una desgraciada jugada en la que Diego Godín resbaló, situación de la que se aprovechó su compatriota Maxi Gómez para marcar con un preciso tiro al palo corto de la portería de Oblak. Tras este jarro de agua fría, el Atleti tuvo su mejor acercamiento tras un remate del brasileño Filipe Luis, que afortunadamente seguirá a las órdenes del Cholo, que tras rebotar en un defensa se envenenó pero acabó botando pasado el segundo palo. Y tras jugada, en el minuto cincuenta y uno, llegó el segundo jarro de agua ya helada, a pesar de la alta temperatura sobre el césped.  Fue tras un gran balón al área de Maxi González, que remató de cabeza Iago Aspas, enviando el balón al palo contrario, donde no pudo llegar Oblak. Este 2-0 fue una losa muy grande para los madrileños, que aunque llevaron la iniciativa en ataque, no conseguían crear ocasiones claras. Pero todavía la losa se hizo más pesada cuando Savic vio su segunda tarjeta amarilla, quizás un poco rigurosa, pero que dejaba al equipo con diez, a falta de más de veinte minutos para el final. Y tras la expulsión, el Celta marcó un tercer gol, que durante casi dos minutos subió al marcador, hasta que apareció el VAR impidiendo que los rojiblancos sacaran de centro cuando estaban a punto de hacerlo y el balón volviera al lugar donde se produjo el milimétrico fuera de gol tras el gran cabezazo de García Cabral. Esto dio un poco de vida al Atleti, pero hasta el final del partido, incluidos los justificados siete minutos de descuento, fue un querer y no poder de los madrileños, ante un Celta muy bien plantado, que fue justo ganador, incluso pudiendo haber ampliado su cuenta en el minuto ochenta tras un remate de Hugo Mallo, que rechazó Oblak cumpliendo con cita con sus grandes paradas de cada partido. 

Tras esta dura derrota en Balaídos, llega el parón de selecciones que permitirá reflexionar a los técnicos sobre el poco poder ofensivo que el equipo ha mostrado en estas tres primera citas ligueras, aunque los quince seleccionados del equipo, no permitirán trabajar mucho durante estas dos próximas semanas en mejorar las carencias mostradas por el equipo, que aunque disparo diez veces a puerta, ninguna de ellas fue entre los tres palos, algo que no ocurría desde 2013. ¡VAMOS ATLETI! ¡ANTE LA ADVERSIDAD, TOCA LEVANTARSE!

Apoya desde siempreatletico
Apoya desde siempreatletico, incluso en los días menos afortunados como el de hoy en Vigo

Real Madrid - 0 At. Madrid - 2. Campeones de Copa 1992 en el Bernabéu.

0-2. Futre y Schuster nos dieron la octava Copa del Rey en 1992 en el Bernabéu tras un gran partido.

Visita nuestra sección "Momentos mágicos rojiblancos" y disfruta de nuestra historia.

Hay 56 invitados y ningún miembro en línea